miércoles, 28 de septiembre de 2011

humildad

Humildad, es un momento donde necesitamos alcanzar mayores grados de humildad, para así poder participar, aceptar que no sabemos, y recibirnos, y crear.

Es fundamental crear, entre todos, el modo como debemos vivir, con qué principios.

Lealtad en el alma, somos seres sutiles encarnados, eso significa que trabajamos para nutrir un espacio más fino que aquel al cual ya llegamos, sin aburguesarnos, pero con otro plano incluido ya.

Esa es la prueba por la que pasamos ahora, si la especie entera evoluciona o no, si la percepción, por su desarrollo, nos permitiese concluir la trascendencia de procurarnos, como hábito esencial, rendir tributo al Todo, meditar, contemplar, rezar, cantar, consagrar momentos de la vida, para cultivar esa facultad en nosotros, como algo que alimenta en lo más sustancioso nuestra oportunidad.

Somos muchos, todos, cada uno en su lugar, pidiéndonos estar todo lo posible, en todo y cada momento.

Parece un delirio, pero esa es la convicción, después de la trayectoria, es posible sentir la luz en la conciencia, y ligarnos de manera efectiva a un grado mayor de enriquecimiento, si o si, para todos, estamos trabajando con y para usted.

La vida, nuestra vida, está en manos de Dios, del Todo, de esa energía, esa vibración, esa fuerza que reconocemos cuando nuestra conciencia se expande.


(Foto Pintura: http://www.aidaemart.com.mx/)

No hay comentarios:

Publicar un comentario